Cuando desees obtener respuestas a tus dudas recurre al Tarot de los Ángeles y la influencia de estos Espíritus de Dios a través de las cartas angélicas te guiará en tu camino hacia la felicidad. Estos bellos arcanos te ayudan a través de sus mensajes angélicos y cada uno de ellos transmite la energía necesaria para darte fuerza hasta conseguir que se cumplan tus deseos. Los ángeles son seres de luz que nos protegen y nos acompañan atendiendo a nuestras necesidades con amor y esperanza. Realiza una tirada de cartas con el Tarot de los Ángeles y haz una pregunta sobre trabajo, salud o amor, los arcanos angélicos te orientarán con su energía espiritual para resolver cualquier problema que tengas. ¿Quieres encontrar el amor de tu vida? Elige una carta y los ángeles harán llegar una respuesta a tu mente en forma de figuras o incluso palabras. Tan sólo deja fluir la energía espiritual y la ayuda llegará hasta ti dejando que la luz eterna del universo penetre en tu ser. Invoca a los ángeles y Arcángeles cuando desees para resolver tus dudas ya que estos espirituales Seres de Luz están con nosotros para guiarnos y protegernos en todo momento.

Tarot Gratuito de los Ángeles y Arcángeles de Dios

Las cartas de los Ángeles y Arcángeles son el alma del Tarot gratuito. Desde la perspectiva del Tarot Angélico basado en la Cábala, existen entre el Dios Supremo y los humanos, seres, entidades o intermediarios, que nos protegen, nos ayudan o nos conectan con el espíritu superior. La Iglesia católica, los llama ángeles, arcángeles, dominaciones, etc. Pero desde la tradición judía cabalística, estos seres o entidades son llamados Genios. Toda tradición y religión del planeta, reza, pide o invoca a estas u otras entidades semejantes: dioses, semidioses, ángeles, santos, genios, espíritus elevados, maestros ascendidos, etc., etc.

Actualmente, la gente ha creado la moda del concepto de "Guía espiritual" otros con más ego dicen "Hermano cósmico". Los hay que afirman que estas entidades son "Hermanos extraterrestres" o "Guías cósmicos". Desde el punto de vista católico serían "Ángeles de la Guarda". Son muchas las personas que solicitan conocer esta Entidad que nos acompaña desde el nacimiento, el Ángel de la Guarda. ¿A quién debo pedir ayuda?, ¿Quién cuida de mi?, ¿Tengo un Guía? Un vidente no es un religioso, ni tampoco se pronuncia en el sentido de rezar, pedir o suplicar. Estas ideas inculcadas por la educación en las personas, son más de tipo litúrgico o ritual, propiciado por las escuelas e iglesias.

Un vidente es un esoterista y ocultista, y como tal, debe sugerir otra explicación desde otra perspectiva más amplia: Dios, para casi todas las tradiciones, espirituales o esotéricas, viene siendo representado desde el principio de los tiempos, como una esfera, un círculo, o simplemente como el Sol que en todo caso contiene esta forma geométrica. Si al momento de nacer nos quedamos observando una estrella en la lejanía nocturna y la anclamos al árbol o a un punto próximo a nosotros; cuando cumplamos 72 años, veremos que esa estrella se ha desplazado un grado de arco y ya no está en el mismo punto que fijamos al momento de nacer, sino un poco desplazado. Es decir, que cada 72 años avanzamos un grado desde el punto de observación terrestre. Si tomamos un signo astrológico, que contiene 30 grados de arco y lo multiplicamos por 72 años, vemos que 72 x 30 = 2160 años. Que es el tiempo que tarda en pasar una Era Zodiacal. Los antiguos tomaron el número 72, como el número que encierra un ciclo de contacto con el Cosmos, o un número que nos cambia de senda, de grado, de ventana cósmica. Y el número 72 aparece en la Biblia, en numerosas ocasiones.

A los cabalistas, magos, videntes y esoteristas, se les ocurrió dividir a Dios (esfera de 360º grados) entre el numero 72. 360º entre 72º = a 5º grados. Por tanto entendieron que cada 5º -4 grados del círculo zodiacal o de la esfera divina, se abría una puerta, se establecía un pasillo para acceder a esa divinidad. A cada sección, puerta o porción de 5º grados, le pusieron un nombre, un Guardián, un Genio o un Arcángel (como quiera Vd., llamarlo) Luego les fue fácil aplicar los atributos de Dios y los modos, maneras y medios vitales que concibe el hombre en su existencia entre estas 72 puertas, porciones o Genios. De tal manera que la Justicia Divina, estaría asignado a tal Genio, mientras que la riqueza, o la belleza estaría asignada a otros tantos. De esta manera, si lo quiero invocar, solicitar o pedir tal o cual virtud, riqueza o medio, tendré que llamar a esta u otra puerta zodiacal, asignado a tal o cual Genio. El Zodíaco, tal cual hoy lo conocemos está dividido a su vez, en doce signos y cada signo astrológico contiene 30 grados. Nuestro nacimiento se da en tal o cual fecha, que lógicamente está contenida en este u otro signo zodiacal. De esta manera, sabiendo nuestra fecha de nacimiento, podemos saber quién es nuestro Genio o Ángel de la Guarda o si se prefiere; el Guía Cósmico que nos corresponde.

¿Si pedimos a nuestro Genio, tal o cual cosa, nos lo concede?...... pues amigos míos, esto lo tenéis que vivir vosotros. Existen testimonios asombrosos respecto a la actuación o invocación de estas Entidades, pero como he dicho al principio, yo no soy religioso por tanto simplemente dejo a cada uno con sus propias creencias, y con la posibilidad de conocer esta tradición de Genios que desde hace miles de años ha sido empleada por magos, astrólogos, videntes y cabalistas. Apártate de la vida necia y de los caminos de perdición que transita hoy la mayoría, investiga seriamente y encontrarás un maravilloso tesoro escondido…